Jamones ibéricos en salJamones ibéricos en secaderoEmbutidos ibéricos, lomo, salchichón, chorizo...

Jamones Ibéricos



El jamón ibérico es el producto más codiciado del cerdo. Para conseguir una gran calidad, además de la raza del cerdo son necesarias unas instalaciones situadas en lugares donde el clima sea muy frío y seco en invierno y caluroso en verano.

Los jamones y paletas, se cubren de sal durante un tiempo determinado.

Durante el primer año pasan a los secaderos naturales situados en plantas más inferiores de la fábrica. Transcurrido dicho periodo se trasladan a plantas más altas donde permanecerán al menos otro año, a temperaturas superiores.

Una vez curados, reposan en bodegas hasta su comercialización.

Embutidos ibéricos

Lomos, chorizos, salchichones, morcones…

Necesitan un proceso de mayor elaboración que los jamones, con un tiempo menor de curación (de 4 a 6 meses).

Su elaboración consiste en aliñar los magros con pimentón, sal, ajo y orégano para después embucharlos en tripa.

También precisan de un clima similar al de los jamones